“Atreverse a catalogar lo enseñado por Cristo como nada mas que fabulas y cuentos de adas [sic]”

Escribe: David Muñoz - 4.01.2003

Interesante leer su opinion en cuanto a “el gran engaño de la segunda venida de Cristo” por los evangelios, el Apostol Pablo y por Elena G. White entre otros. Porsupuesto que debe estar bien seguro de lo que dice para atreverse a catalogar lo enseñado por Cristo como nada mas que fabulas y cuentos de adas como practicamente lo ha hecho.

Respuesta

Gracias por haberse tomado su tiempo en leerlo y escribir su opinión. Sospecho que usted es Adventista del Séptimo Día, ya que menciona a la señora Elena G. de White. En cuanto a mi seguridad sobre la mentira del “Segundo Advenimiento de Cristo” puedo asegurarle que revise bien los textos bíblicos y de la señora White sobre el respecto, y déjeme decirle que esto es una superstición más.

Si creyera que Cristo regresara por segunda vez no se atreveria a decir las cosas que dice, sabiendo asi la condenacion que le espera.

Afortunadamente trato que mis creencias se basen en evidencias y no en lo que me diga un pastor que deba creer. Es poco probable que los restos polvorientos de un muerto en cercanías de Jerusalén puedan regresar con vida en una nube voladora. Este mito es una de esas creencias que los humanos aceptamos por TRADICIÓN y por AUTORIDAD (porque lo dice un líder religioso y un libro “sagrado”). Señor David Muñoz, esos tipos de creencias siempre han existido. Tome el caso de la “Valhala”. La Valhala era la sala donde residían los héroes escandinavos muertos en batalla. En este salón los héroes podían cenar con el dios Odín. A la Valhala eran llevados los valientes guerreros por unas hermosas mujeres guerreras llamadas las Valquirias. Esta historia era muy reconfortante para los escandinavos.

En cuanto a la interpretacion que usted le da a los versiculos biblicos de declaraciones hechas por Cristo y Pablo para negar que Cristo venga, solo le puedo decir que usted con su mente humana no puede entender algo que es muy espiritual al no ser que tenga el Espiritu de Dios en su vida.

Sobre el advenimiento de Jesús se puede leer en el Nuevo Testamento expresiones CLARAS como “el tiempo es breve”, “vengo pronto”, “no pasará de esta generación” y cosas por el estilo. Ahora sucede que “hago una interpretación errada”. Lo peor es que no ofrece una alternativa lógica, y se escuda en que “no tengo el Espíritu de Dios”. Esto último es una excusa para justificar su ceguera frente a estos hechos.

Asi que no hare ningun intento en explicarle porque Cristo dijo lo que dijo en cuanto a “su venida llevarse a cabo en esa generacion”, o el porque el Apostol Pablo escribio las declaraciones que escribio en las cuales insinuaba que Cristo vendria durante sus dias.

Esto me da más razón al afirmar que a pesar de los hechos… siguen creyendo.

Solamente le voy a decir esto. Dios no mide el tiempo como lo medimos nosotros. Para nosotros todo esta basado en minutos, horas, dias, semanas, meses y años. Un ser Eterno como lo es Dios no mide tiempo como lo medimos nosotros porque El ha existido por siempre y existira para siempre.

Bueno, en tal caso el dios bíblico tendría que escribir un diccionario dios-humanos. Habría sido útil cuando Jesús dijo: “No pasará esta generación hasta que todo se haya cumplido” de esta forma habríamos sabido que dijo realmente… ¿O será que se refería a una generación de los dioses del Olimpo?

Asi que ¿Que son 2000 años para un ser que es Eterno? A la luz de la eternidad, ¿que larga puede ser una espera de 2000-2500 años para que Cristo regrese?

Puede que para un ser mítico 2000 años no sean nada, pero esto si es mucho para muchos pueblo que viven en la miseria. ¿Puede decirme cuantas violaciones se produjeron en los últimos 2000 años?. Creó que fueron miles, si no millones. Si el dios en el que crees existiera, habría venido cuando lo prometió (En la generación de los apóstoles) y habría evitado ese sufrimiento. Pero Jesús no vendrá, de la misma forma como no hay Valhala para los escandinavos muertos en batalla.

Dios no mide el tiempo como nosotros y fue El quien dijo: “HE AQUI YO VENGO PRESTO”, asi que, ¿voy yo a juzgar las intenciones de Dios (que es Eterno) por mi pobre y limitado concepto de lo que es el tiempo? El tiempo por nosotros es medido muy diferente a como lo mide El. “PRONTO” para Dios no es lo mismo que “PRONTO” para usted. Para usted pronto necesita ser a mas tardar en los proximos dias, o algo asi. La vida del ser humano es de aproximadamente 70-80 años. Sin embargo, ¿Como vamos a pensar y suponer que para Dios “PRONTO” va a significar lo mismo que significa para nosotros cuando El no tiene principio ni fin? 2000 años para El es menos tiempo que un par de semanas para nosotros.

Esto es una disculpa. Cuando uno habla con un adventista sobre los días de la creación con frecuencia me responden que “DIOS ES MUY CLARO EN SU PALABRA” y cada día del génesis corresponde a un periodo de tiempo de 24 horas, por lo que no hay espacio para creer en largos periodos de TIEMPO. El creyente dirá que la palabra hebrea para día usada en Génesis 1 es “YOM” y que por lo tanto equivale a un día de 24 horas. Pero ahora que se le cuestiona sobre la venida de Cristo, ya no recurrirá a buscar los términos griegos para “pronto”, “generación”, “vengo presto”, “vengo breve”, etc. Ahora sucede que “la palabra de Dios no es clara.” Algo me huele a fraude… Y como que es por el lado de los creyentes.

Yo estoy tan seguro que Cristo vendra como usted esta de que no vendra. Ahora, consideremos por un instante el destino eterno suyo y mio al revisar ambas creencias. 1. Supongamos que usted tenga 100% de razon y que Cristo nunca venga. Supongamos que todo lo escrito en la Biblia sean fabulas y mentiras. Cuando llegue el fin de mi vida, morire y alli terminara todo tal como usted lo asegura. Al llegar el fin de su vida, tambien alli terminara todo, su existencia, sus sueños, etc. Asi que aunque vivimos nuestras vidas creyendo cosas distintas, a ambos nos espera el mismo fin……………….eso de tener usted 100% de razon, como dije anteriormente.

Ya veo. A usted lo mueve es el deseo de no tener fin con la muerte. Es eso. Por eso se niega a considerar los hechos. Creo que de igual forma un escandinavo se habría negado a pensar que no hay Valhala, ni lindas Valquirias, ni la deliciosa cena con Odín…

  1. Supongamos que yo sea el que tiene 100% de razon y usted este equivocado. Yo estare entre los que Cristo viene a salvar y pasare toda una eternidad junto a El, en un mundo sin mas dolor, enfermedad, muerte o sufrimiento. ¿Y que en cuanto a usted? Usted aunque no haya creido en Dios, aunque no haya creido en Cristo, no permanecera muerto alli en su tumba como usted piensa que sucedera cuando su vida llegue a su fin. Usted tendra que compadecer ante el Dios Eterno y tendra que darle cuenta no solo por el no haber creido en El y haberlo aceptado, sino por conducir a otros a hacer lo mismo.

Claro que lo he considerado. Pero la creencia del “Segundo advenimiento de Jesús” tiene tanto peso como “Ir a la Valhala”. Le aseguro que si conociera como se inventaron los mitos de la trinidad, el nacimiento virginal de Jesús, el diluvio y la creación, dejaría su fe. Pero como puedo darme cuenta a usted le mueve el deseo de no tener un fin con la muerte, y por eso encuentra en la mentira un bálsamo.

Asi que existe una gran diferencia entre el futuro eterno de ambos si yo tengo razon en creer en la existencia de Dios y en la Segunda Venida de Cristo. Si usted tiene razon nos espera el mismo futuro a ambos, aunque yo este equivocado. Si usted esta equivocado, existe un mundo de diferencia entre su futuro y el mio. Asi que mi pregunta es: ¿Que gana en creer lo que usted cree? Si tiene razon cuando llegue el fin de su vida morira y alli se acabara todo de todas maneras. Sin embargo si esta equivocado tendra que compadecer ante Dios y dar cuenta por sus acciones y por haberlo rechazado.

Por más que pueda ser consolador ese mito no puedo aceptarlo, pues no se basa en evidencias. Es igual de tonto creer en el regreso de Jesús, que en el viaje con las lindas Valquirias a la Valhala.

Le invito hoy a cambiar el rumbo de su vida, mientras aun puede hacerlo. Acepte a Cristo Jesus como su Señor y Salvador y El lo salvara a usted tambien y le perdonara su viejo pasado, incluyendo el haber dedicado su vida a sembrar dudas en las mentes de las personas en cuanto a la existencia de Dios y la venida de Cristo. De hacer usted eso, pasaremos tanto usted como yo la eternidad juntos a nuestro buen Dios y Salvador Jesucristo.

Y yo lo invito a que use su cerebro más allá del aprender y creer en mitos. Piense, cuestione, investigue, estudie, y se dará cuenta que una vida en la racionalidad es hermosa y fructífera.

Ferney Yesyd Rodríguez

Comentarios

Comments powered by Disqus