Terminó The Amazing Meeting 4. Entrevistas de TAM 4. La perspectiva de una chica escéptica. Las becas ayudan a 40 personas a asistir a TAM. Una primeriza reflexiona. ¿Qué sigue?

Terminó The Amazing Meeting 4

Los meses de planificación, las horas de viajar y los días de conversación, conferencias y magia estimulantes han terminado. Ahora que todos volvieron a casa sanos y salvos, es hora de examinar lo que acabamos de vivir… y compartir nuestras experiencias con los que no pudieron estar con nosotros. He pedido a algunos de los asistentes al TAM de este año que nos cuenten en sus propias palabras lo que TAM significó para ellos.

Entrevistas de TAM 4

David Federlein es quizá mejor conocido como “fowlsound” en los foros de la JREF (http://forums.randi.org). También es músico, ingeniero de audio y corresponsal de Skepticality (http://www.skepticality.com). Dave pudo conversar con muchos de los oradores de este año y hacer entrevistas que se escucharán en futuros episodios del podcast de Skepticality. Dice Dave:

Cuando supe que Derek y Swoopy no podrían asistir a TAM4, ofrecí mi asistencia como ingeniero de sonido de inmediato. Tengan en cuenta que no soy un entrevistador, así que las entrevistas me intimidaron un poco, pero me alegró poder obtener material para que Skepticality lo utilizara en su programa. Los admiro mucho y esto no es algo que debieran perderse. Los recuerdos que se obtienen en TAM no tienen precio. Agarrarle el trasero a Adam Savage, preguntarle a Penn si es difícil interpretar un poema en tiempo de rock (fue muy útil en aclarar que efectivamente es difícil interpretar un poema en tiempo de rock)… estaba confundido por el entusiasmo y la admiración.

Me sorprendió lo amistosos que fueron todos. No tuve problemas en hablar con las estrellas de rock del escepticismo. Sólo desearía haber tenido tiempo para entrevistar a más personas. En particular, sin embargo, Bob Carroll y los Cazadores de Mitos fueron muy amables y fue muy divertido hablar con ellos. Asegúrense de conectarse a Skepticality en las próximas semanas para escuchar las entrevistas. Hacerlas fue muy divertido y salieron fantásticas pese a mi falta de experiencia haciendo entrevistas. Me gustaría agradecer humildemente a todos los que fueron tan amables de dejarme molestarlos para una entrevista durante 5 ó 10 minutos.

Estoy ansioso por que llegue la próxima Amazing Meeting

La perspectiva de una chica escéptica

Rebecca trabajando duro armando distintivos y tratando convertir a un cliente del casino a la causa usando sus fantásticos poderes escépticos.

Rebecca Watson es una escritora y activista escéptica que vive en Boston, Massachussets. Sus artículos y ensayos han aparecido en internet y en diarios y revistas en todo Estados Unidos. En 2005, fundó Skepchicks, Intl. (http://www.skepchick.org) para promover el pensamiento crítico entre las mujeres, y en 2006 planea dominar el mundo. Rebecca informa:

¿Qué hicieron la semana pasada? Si tuvieron sensatez en lo absoluto (y les sobraba tiempo y dinero para gastar) lo vivieron conmigo en The Amaz!ng Meeting 4, que se realizó en la ciudad capital del pensamiento crítico, ese bastión de la racionalidad, Las Vegas.

Para los que no fueron, les haré un breve resumen de lo que se perdieron. Antes que nada, hubo algunas conferencias. Supongo que para eso pagó la entrada la mayoría de la gente y obtuvieron el valor de su dinero. Christopher Hitchens y Michael Shermer, oradores reincidentes de TAM3, proporcionaron un magnífico comienzo. Murray Gell-Mann contó historias entretenidas sobre los últimos 9 ó 10 presidentes (estoy exagerando, pero no demasiado). Stanley Krippner habló con elocuencia sobre la importancia de vida o muerte del pensamiento crítico en relación con la pandemia del SIDA, y el favorito de siempre de TAM, Penn Jillette, compartió sus opiniones sobre la importancia de usar un enfoque reservado y obsequioso para contrarrestar la pseudociencia. Hablando de la censura, la presidenta de la ACLu, Nadine Strossen, causó un revuelo al discutir la actual guerra política contra la ciencia antes de unirse a un panel de disertantes para una discusión entusiasta del mismo tema.

Las conferencias del sábado comenzaron con Richard Wiseman. No mencionaré aquí lo divertido y entretenido que fue o cómo volvió a recibir uno de los elogios más elevados en las encuestas de los asistentes, porque se le subirá a la cabeza y nunca dejaremos de escucharlo. Daniel Dennett presentó otra conferencia bien recibida sobre la evolución y el futuro de la religión en nuestro mundo. Carolyn Porco les mostró a los fanáticos de la astronomía el álbum fotográfico de una vida, y los Cazadores de Mitos Jamie Hyneman, Adam Savage y Kari Byron fueron recibidos fantásticamente, aunque no hicieron estallar nada.

Paul Provenza dijo algunas cosas que en algunos países lo hubieran llevado a la cárcel, Ellen Johnson presentó una fantástica retrospectiva de Madeline Murray O’Hair y Hal Bidlack habló de sus puntos de vista personales sobre el teísmo, proporcionando una transición hacia una intensa discusión sobre si un escéptico puede o no creer en un dios. La respuesta fue… bueno, tendrán que comprar el DVD de TAM4 para averiguarlo.

De lo que mucha gente puede no darse cuenta es cuánto ocurre luego de que las conferencias terminan. El miércoles, el día anterior al inicio oficial de la conferencia, los voluntarios, en su mayoría personas que publican en el foro de la JREF, trabajaron duramente armando paquetes y preparándose para el fin de semana. Lo sé porque yo estaba allí, tirada en el pasto al lado de la piscina bronceándome (bueno, también puse los cordelitos en los distintivos de plástico, por lo que muchos de ellos tenían pasto seco pegado). Para muchos voluntarios esta fue su primera introducción con Randi, quien anduvo por ahí charlando y haciendo magia variada, según su costumbre. Los afortunados también pudieron conocer a Linda, la Reina de la JREF, al coordinador de voluntarios Scott Romanowski, y al orador y adorable mojigato Hal Bidlack.

Oradores, magos, científicos y otras personas brillantes estuvieron a disposición del público durante el resto de la conferencia. El jueves a la noche era la recepción, en la que pulularon Randi, Michael Shermer, Phil Plait y muchos otros nombres impresionantes. El viernes y el sábado hubo un almuerzo, lo que les dio a los asistentes la oportunidad de sentarse con los oradores que se vieron obligados a esperar en línea para el bufet lo mismo que todos los demás.

Jerry Andrus asombra a Julia Sweeney

Foto de Michael Macioce

Me gustó mucho notar que en la conferencia hubo gran cantidad de mujeres escépticas que se hacían notar y eran muy visibles (y no estaban allí sólo porque las engañaron sus parejas para ir). Cerca del 30% de los asistentes eran mujeres, un aumento del 20% sobre TAM3; varias de ellas estaban becadas gracias a las ventas del calendario de Skepchick. Hablando de las chicas escépticas (mi tema favorito), la noche del viernes fue la ahora infame Pijamada de las Chicas Escépticas. Me alegra informar que pese a una pequeña fuga informativa sobre la ubicación de la fiesta, Chicas Escépticas Guardias de Seguridad alejaron a los mirones. Las invitadas especiales de TAM Karen Russell, Julia Sweeney y la esceptiquita de Julia asistieron en su totalidad junto a otras mujeres brillantes.

El sábado por la noche fue la Fiesta Anual del foro. El orador principal Murray Gell-Mann estaba bastante feliz con su acompañante de buenos tacos (chiste [1]), Richard Wiseman me hizo reir mucho y Phil Plait rapiñó la mayoría de las trufas. Y me fui, a propósito, cerca de la 1 de la mañana cuando la fiesta todavía estaba en lo mejor. Además, estaba llevando los zapatos Chuck Taylor del escéptico británico Sid Rodrigues. Sid, si estás leyendo esto, necesito que me devuelvas mis zapatos rosados de taco alto. Gracias.

El domingo, luego de las increíbles presentaciones de informes (incluyendo cosas grandiosas de Ben Radford, de la CSICOP, y el mismo Robert Lancaster del foro de la JREF) los talentosos geólogos Ray “Slick” Beiersdorfer y Evelyn “Kitten” Mervine (pensarán que invento esos apodos, pero no) llevaron cinco autos llenos de escépticos en un paseo por Red Rocks Canyon. Tuve la suerte de sentarme en el asiento de atrás de un auto entre Phil “El mal astrónomo” Plait y Ray “Sundae de dulce caliente” Hyman (bueno, inventé el último apodo, pero juro que es apropiado).

Otras actividades extracurriculares incluyen muchos viajes grupales para ver a los partidarios de la JREF Penn & Teller en el Rio, un torneo de póker auspiciado por el foro, y un viaje a la Presa Hoover el lunes para los escépticos que no se cansaban de estar juntos.

La moraleja es que The Amaz!ng Meeting 4 les dio a más de 700 personas la oportunidad de su vida: no sólo sentarse y escuchar a algunas de las mentes más brillantes de nuestro tiempo, sino también interactuar y relacionarse con ellos. ¿Cuándo fue la última vez que tomaron algo con un premio Nóbel? Estén atentos a TAM5.

Ah, y para los que quieran saber más, vean el próximo número de Skepchick Magazine en http://www.skepchick.org/ el 15 de febrero para un examen más profundo de TAM4, el evento escéptico más grande del año.

Aunque la JREF tuvo que recortar este artículo por cuestiones de espacio, el informe de Rebecca ilustra que el TAM de este año realmente fue una celebración además de una experiencia de aprendizaje. Es el balance entre educación y diversión lo que convierte a The Amaz!ng Meeting en algo especial.

Las becas ayudan a 40 personas a asistir a TAM

Paul C. Anagnostopoulos se encargó del fondo de becas y a través de sus esfuerzos mucha gente pudo asistir a TAM. De hecho este año tuvo tanto éxito que no se le negó una beca a un solo aspirante. No está mal para una comunidad de espíritus notablemente independientes. Dice Paul:

Para mi mucho placer, tuve el privilegio de administrar el fondo de becas de TAM para TAM4 en enero de 2006. El propósito del fondo es proporcionar becas para cubrir los costos de registración de la gente que puede asistir a TAM, pero se lo impediría la carga financiera del precio de la registración. Se aceptaron aspirantes según su orden de presentación. El fondo para becas fue idea de los miembros del foro de la JREF Girl 6 y UnrepentantSinner, y se estableció para un TAM anterior.

Desde julio hasta diciembre de 2005, observé con sorpresa cómo 20 personas hicieron generosas donaciones al fondo. Esto incluyó tres personas cuyas donaciones llegaron a las cuatro cifras. A fin de año, habíamos recolectado USD 8.500, lo que nos permitió ayudar a 34 asistentes con sus costos de registro.

Cinco más personas fueron remitidas a Skepchicks International, que cubrió amablemente sus registraciones. La respuesta excedió mis sueños más locos cuando abrí el fondo en julio de 2005.

Los asistentes a TAM4 ayudados por el fondo de becas y por Skepchicks incluían a 19 mujeres y 20 hombres. Había un filmógrafo, un escritor, una pareja jubilada y dos maestros. Aproximadamente 18 personas eran estudiantes, muchos de ciencias. Me complace especialmente que 16 de los asistentes fueran miembros de los foros de la JREF.

Tuve la oportunidad de estar frente a la multitud de 800 asistentes a TAM, anunciar los resultados del fondo de becas y leer los nombres de los generosos donantes. También tuve el gusto de aceptar una placa de manos de James Randi por mi pequeño esfuerzo.

Paul es modesto sobre su esfuerzo, pero ha resultado en algo importante para nuestra comunidad. Próximamente, el fondo se formalizará con su propia cuenta y la capacidad de aceptar donaciones todo el año. Presten atención a esta columna para saber más detalles.

Una primeriza reflexiona

Esta asistente prefiere quedar anónima, pero debería saber que convirtió a TAM en una experiencia más disfrutable para todas las personas que conoció. Una de las cosas más sorprendentes de TAM es lo amables que son todos. La historia de “Sally”:

Como forista de larga data en los foros de la JREF, estaba un poco inquieta por conocer a todos. Aunque con frecuencia disfrutaba de la conversación online, tenía algo de aprensión: ¿qué tal si no le caía bien a nadie? ¿O todos eran una banda de maniáticos con hachas?

Cuando hablé con Jeff Wagg, el webmaster de la JREF, sobre mis preocupaciones, me aseguró que eran infundadas. Llegó a ofrecerse para recogerme en el aeropuerto, para que la primera cara que viera en Las Vegas fuera amistosa.

Cuando llegué al aeropuerto de Las Vegas, Jeff estaba allí con un cartel de la JREF y una gran sonrisa. Me escortó rápidamente al hotel y me ayudó a registrarme. Luego de que el personal del hotel se llevó mi equipaje, Jeff me condujo a un gran grupo de algunas de las personas más amistosas, inteligentes y divertidas que he conocido jamás.

¡Nunca me divertí tanto! Nada de frases de ligue referidas al karma o a los signos del zodíaco. Ninguna oferta de “Rescue Remedy” para ayudarme con mis nervios, aunque la cerveza estadounidense bien podría considerarse homeopática. Era tan estimulante estar rodeado de personas que pensaban parecido, con quienes podía socializar y conversar, si tener que preocuparme de qué “idea mágica” podría ofender.

Más allá de ser un valioso recurso educativo, la JREF también funciona como concentrador de individuos que piensan parecido. En resumen, es más que una organización, es una comunidad de la que me enorgullece formar parte.

¿Qué sigue?

Mientras el alboroto sobre TAM se aquieta (escuché un suspiro de alivio de algunos de ustedes), se están elaborando más planes. Hay planeado un crucero Amaz!ng Adventure para desafiar las aguas del Triángulo de las Bermudas el fin de semana del Día del Trabajo y se formó un comité investigador para examinar la posibilidad de realizar un TAM europeo en Inglaterra. Además, para nuestro gran gusto, están surgiendo “mini TAMs” extraoficiales en todos los Estados Unidos. Sus preguntas, comentarios y sugerencias siempre son bienvenidos en jeff@randi.org.

Jeff Wagg

Notas

[1] De buenos tacos: “well-heeled” significa “próspero, de buena posición” [N. del T.]


Traducción autorizada. Artículo original propiedad de Fundación Educacional James Randi. Se prohibe su reproducción con fines comerciales.

Comentarios

Comments powered by Disqus